La Chía, semilla dietética – Todo lo que debes saber

La chía se comercializa como semillas que son un súper alimento cargado de flavonoides, potasio, calcio, omega 3 y fibra. Estas semillas de Chía absorben gran cantidad de agua, por lo que contribuyen con la buena hidratación de quienes las consumen y dan sensación de saciedad. Pueden usarse en bebidas y comidas de todas las formas imaginables.

Tienen un agradable sabor y son crocantes al morderlas. ¿Uno de sus mejores atributos? Muy bajas en calorías, por lo que son aliadas de una buena figura.Chía y avena combinados son una gran opción para incluirlos en el plan para bajar de peso; y al contribuir con el correcto funcionamiento de nuestro sistema digestivo, evitaremos el vientre abultado.

Vientre que será cada vez más plano si acompañamos desayunos ricos y saludables con comidas bajas en calorías, ricas en vegetales, proteínas de carnes magras y carbohidratos complejos.

chia

Prepara un desayuno con avena y chía

Prueba sustituir cereales en los desayunos con esta receta

Ingredientes:

1 Taza de agua mineral o potable (250 ml).

½ taza de avena en hojuelas (sin aditivos).

2 cucharadas de chía.

1 cucharadita de miel.

½ cucharadita de canela en polvo.

1 cucharadita de vainilla.

3 nueces.

6 almendras.

Preparación:

Previo a empezar la preparación, se deben remojar las semillas de chía en agua por 15 y hasta 30 minutos. Dependerá de la prisa que se tenga. Posteriormente se cuelan y reservan para agregar al desayuno.

En una olla, deposita la taza de agua y pon a calentar en la estufa a fuego medio.

Agregar la avena.

Cuando hierva, agregar la canela y la vainilla.

Mezclar, tapar, y cocinar por 10 minutos a fuego bajo.

Dejar reposar por 5 minutos y servir.

Añadir las semillas de chía sobre la avena, las almendras y nueces picadas, así como la miel.

Tips:

Puedes añadirle a este súper desayuno, media banana, arándanos deshidratados, o cualquier otro fruto seco de tu preferencia, en una cantidad moderada. Recuerda la importancia de las porciones. Puede ser la cantidad equivalente a una cucharada del fruto seco de tu preferencia.

Usa tu creatividad para variar los acompañantes de esta fórmula que te ayudará a bajar de peso y conseguir un vientre plano en poco tiempo.

Debes beber al menos 2 litros de agua al día.

También puedes beber un vaso de agua de avena antes del desayuno. Para ello, deja dos cucharadas colmadas de avena remojando en un vaso con agua, durante toda la noche.

Siempre debes remojar las semillas de chía.

No abuses de la cantidad de semillas de chía al día.

¡Hola, me llamo Sara y éste es mi blog! Te voy a enseñar paso a paso y GRATIS cómo adelgacé casi 20 kilos en 90 días sin trucos milagrosos, pastillas de adelgazamiento ni torturas en el gimnasio :P ¿Te animas? Haz click aquí y descubre cómo lo hice